Cuba te Cuenta

Cuba al borde de una crisis humanitaria producto de la COVID-19

Continúa incrementándose en Cuba las cifras de infectados por la COVID-19 (coronavirus). En el día de hoy suman 2005 casos confirmados, 569 ingresados por sospechas, y 82 fallecidos, según cifras oficiales del Ministerio de Salud Pública de Cuba.

El escenario que viven los cubanos en la isla se torna aún más complejo, producto al desabastecimiento y el aumento del control estatal a través de las medidas de aislamiento social. 

Los productos de primera necesidad escasean en todas las provincias del país. Todos los insumos, dígase jabón, detergente, aceite, arroz, frijol, pollo o plátano son vendidos de manera controlada y racionalizada por el Gobierno en los diferentes puntos de ventas. Las colas para adquirir o tratar de adquirir alguno de ellos comienzan por lo general desde el día anterior, para lograr alcanzar tickets, sin importar las condiciones meteorológicas.  

Tener aseo personal – necesario para mantener las medidas higiénicas sanitarias – y cualquier alimento en casa, se ha convertido en un lujo o un milagro.  

Estos productos no son solo insuficientes, sino que tienen un precio inaccesible. 

“Los cubanos no cobramos en divisa, cómo vamos a comprar los productos en las tiendas en CUC”, se cuestionó una madre del reparto Agüeros de Santiago de Cuba que en varias ocasiones tuvo que dormir en las cercanías de algunas tiendas – debido a las largas colas – para lograr alcanzar al día siguiente algún tipo de alimento. 

Entre tanto, el régimen cubano aprobó el uso de dólares americanos para la venta en tiendas minoristas en divisas y la importación de mercancías al país, de acuerdo a la Resolución 73/2020 emitida el 22 de mayo del 2020, por el Banco Central de Cuba y publicada en la Gaceta Oficial extraordinaria.

Esta disposición significa que las personas que cuentan con depósitos en dólares en bancos nacionales, podrán usar sus tarjetas magnéticas para pagar en los comercios gestionados por las empresas estatales Corporación CIMEX SA         , de la Cadena de Tiendas Caribe y de Servicios Automotores SA, entre otros. 

Cualquiera pensaría que es una buena noticia, pues estarían dando la posibilidad a los que cuentan con depósitos en esta moneda de adquirir los productos sin tener que realizar el cambio. Sin embargo, muchas personas temen que prioricen y dispongan de mayor número de tiendas solo para estas personas y dejen aún más desprovistas las que solo sean para CUP y CUC. 

Sumado al hambre, la miseria y el temor de contagiarse con el COVID-19, se suma el alza de la represión. Las medidas de aislamiento social han servido a las autoridades del régimen cubano para reprimir y controlar más. No solo se ha incrementado la política represiva contra los opositores o cualquier otro miembro de la sociedad civil independiente, sino que, se ha extendido con mucha intensidad el abuso policial hacia el pueblo en general. 

También cabe agregar que, pese a que el mayor enfoque está dirigido a los casos de coronavirus en la isla, no han cesado otros virus y enfermedades que con la carencia de higiene, alimentos y medicamentos, empeoran cada vez más. Dígase dengue, cólera, HIN1, chikungunya, escabiosis y rabia. 

Haydée Hidalgo

Joven de Santiago de Cuba. Licenciada en Psicología Médica. Activista y miembro del Frente Juvenil de la UNPACU y promotora de la iniciativa ciudadana Cuba Decide.

Comentario

Facebook

Suscribete al Newsletter

Síguenos

Don't be shy, get in touch. We love meeting interesting people and making new friends.