Cuba te Cuenta

Culminó el 2020 y seguimos sin Derechos Humanos

Las detenciones arbitrarias, el no derecho a la libre empresa, la exclusión social y las violaciones a las personas de diferente credo, son parte del sufrimiento diario de los cubanos.

Foto tomada de Ciber Cuba

Cuba es país fundador y firmante de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, aprobada el 10 de diciembre de 1948, la cual sigue siendo desconocida en 2021 para millones de cubanos.

En el año 2020, marcado por la pandemia de COVID-19, el aparato represivo de la isla aumentó sus acciones violatorias de derechos. Los representantes del pueblo se jactan de decir en los medios informativos, reuniones y foros de carácter internacional, que Cuba sí cumple a cabalidad los derechos humanos. Pero la realidad cruel es que irrespeta a todos los que deseamos vivir en un ámbito de paz, libertad, armonía y dignidad humana.

La represión, robos, golpizas, acosos, detenciones arbitrarias, secuestros, fabricación de falsos delitos, el no derecho a la libre empresa, la exclusión social y las violaciones a las personas de diferente credo, raza y orientación sexual, además de reprimir la libertad de expresión con decretos impuestos, son parte del sufrimiento diario de los cubanos.

Un ejemplo es el caso de Miguel Ángel López Herrera, residente en  Guantánamo, quien expresa su indignación sobre el tema de los derechos elementales: “Yo fui víctima de un secuestro, fui llevado a más de 12 km en las afueras de la ciudad, fui desnudado, me robaron mis ropas y no pasó nada”. Este señor acudió a los órganos policiales y no recibió respuesta, solo amenazas por parte de la Seguridad del Estado.

Los ejemplos pueden ser muchos y las pruebas están en todas partes. Basta revisar los informes del Examen Periódico Universal referente a Cuba, donde los países y organizaciones  expresan sus recomendaciones y denuncias al gobierno de la mayor de las Antillas. También están las denuncias de la Organización de Estados Americanos, (OEA). En la actualidad más reciente, cuando los jóvenes del Movimiento San Isidro se hicieron visibles exigiendo de forma pacífica el respeto al derecho de expresión, fueron satanizados y tildados de terroristas y mercenarios.

Pero, ¿qué acciones ejecutar para la defensa de los derechos humanos? Ante todo, la utilización de las redes sociales es de vital importancia para una campaña donde se visualice la Declaración Universal de Derechos Humanos y donde las personas aprendan sobre su derecho al conocimiento. Otra forma seria ofrecer conversatorios, talleres, acercarse a los jóvenes desvinculados para enseñarlos sobre el tema en cuestión, repartir folletos, explicarle a la clase obrera sobre sus derechos.

Son solo algunas ideas. Algo se ha hecho. Las redes sociales han mostrado su potencial como plataforma de lucha. El 2021 será un año de retos para Cuba, en especial para la juventud, quien es la protagonista de los movimientos sociales y los cambios. ¿Es posible una Cuba con derechos humanos? Por supuesto. En nuestras manos está la implementación y respeto a nuestros derechos, formación de valores y dignidad humana. Esa es la fórmula para construir un país basado en el pleno respeto, donde lo más importante sean los derechos de los seres humanos.

 

 

 

Henry Couto

Miembro de la organización Unión Patriótica de Cuba. Colabora con la ONG People In Need como observador, y monitorea sobre vulneraciones a los derechos humanos en el país. Colabora con los distintos espacios de Radio Martí en el programa Cuba al Día.

Comentario

Facebook

Suscribete al Newsletter

Síguenos

Don't be shy, get in touch. We love meeting interesting people and making new friends.