Cuba te Cuenta

Alza de los precios en los productos alimenticios en Cuba: ¡En este país no hay quien viva!

Al respecto, se conoce que Cuba compra un kilo de pollo por un dólar en Estados Unidos, y luego vende a la población esa misma cantidad por 7 MLC. De hecho, un informe de la Comisión de Comercio Internacional de EE.UU publicado en abril de 2016, afirma que el país es uno de los diez primeros proveedores de productos alimentarios a Cuba.

Imagen tomada de Ciber Cuba

¡En este país no hay quien viva!, exclamó Eloísa Perera luego de comprar cinco libras de carne de cerdo por 600 pesos. Aunque es una maestra jubilada, su enojo pudo más que el temor de criticar al Gobierno en público.

“Yo me jubilé en 2019, cuando todavía no habían subido el salario; y lo que cobro es una porquería. En este pedacito de carne se me fue la mitad de lo del mes. Y si no lo compras con los particulares te mueres de hambre, porque el Estado no vende nada” continuó la mujer, residente en la barriada de Pedro Ivonet en Songo La Maya.

En este municipio, son pocos los vendedores ambulantes y trabajadores por cuenta propia que han logrado mantener sus negocios tras el súbito aumento de los precios en enero pasado, como parte de la llamada “Tarea Ordenamiento”.

Los que quedan, ofertan sus productos como estiman conveniente, y casi son la única opción de los pobladores. De esta manera, así como una libra de carne de puerco cuesta 120 pesos cuando a finales de 2020 costaba 50; la misma cantidad de boniato, que antes equivalía a 4 pesos, ahora oscila entre 20 y 25.

Por su parte, el plátano burro (fongo), que ante la escasez de arroz pasó a ser el plato principal de muchos songomayenses, solo se encuentra verde y a 30 pesos la mano (racimo pequeño).

En cuanto al arroz, es sabido que es uno de los productos más consumidos en la isla y también es de los que más escasean por la crisis económica. Según datos oficiales, en 2020 la producción nacional sólo pudo aportar el 15% de todo el grano que se consumió en todo el año.

Ante tal escasez, en localidades como Songo La Maya se ha limitado -casi absolutamente- la venta liberada del preciado cereal. Por ende, las ofertas se redujeron a las 7 libras (por consumidor) -distribuidas mensualmente por la canasta básica-, y al mercado informal, donde una libra cuesta 100 pesos.

“Varias veces yo he tenido que comprar los jarros (cinco libras) de arroz en 500 pesos. En mi casa son tres personas y nada más cogemos 21 lb; eso nos alcanza hasta mitad de mes” lamentó Margelis López quien es contadora de profesión.

En el mismo orden de prioridad están el aceite, el pollo y los huevos. Aparte de la ínfima cuota de la canasta básica (1/2 lb, 1 lb y 5 unidades respectivamente); estos artículos también son revendidos por trasmano. Algunas veces desviados de organismos estatales y, casi siempre, procedentes de las tiendas en MLC.

En la actualidad, un litro de aceite cuesta hasta 350 pesos con los merolicos. Entretanto el kilo de pollo sobrepasa los 200 y un huevo equivale a 10 pesos.

En aras de conocer más sobre este tema, Cuba te Cuenta conversó con un joven santiaguero que se dedica a la reventa de alimentos y productos de higiene que compra en dólares.

“Nosotros (los revendedores) tenemos que comprar los USD a como estén. Ahora mismo el cambio está entre 50 y 70 pesos, por la cuestión de que no circularán más en efectivo. Así no nos queda de otra que alterar el precio de los artículos” comentó el negociante que no quiso revelar su nombre por temor a represalias.

El santiaguero se refiere a la reciente decisión del Gobierno cubano de dejar de aceptar “temporalmente” dólares en efectivo desde el pasado lunes. A partir de ahora, los cubanos dentro de la isla tendrán que utilizar otras divisas extranjeras para acceder a los productos disponibles en la tiendas en MLC.

“La gente se queja porque uno vende caro, pero pocos se ponen a pensar el chantaje que tienen montado esta gente (el Estado) con el pueblo. Ellos son los abusadores, que nos están vendiendo toda la baratija que importan al triple y en monedas extranjeras”, sentenció el joven.

Al respecto, se conoce que Cuba compra un kilo de pollo por un dólar en Estados Unidos, y luego vende a la población esa misma cantidad por 7 MLC.

“Este lunes una caja de 14,5 kilos de pechugas se vendía a 110 USD (7.58 el kg) en el mercado de la avenida Rancho Boyeros esquina Camagüey, en La Habana” constató el sitio independiente 14 y medio.

Además de pollo, Cuba compra -a bajos precios y luego revende- aceite de soya, harina, frutas frescas, pienso y forrajes; según un listado del Servicio de Inspección y Seguridad Alimentaria de EE.UU (FSIS).

De hecho, un informe de la Comisión de Comercio Internacional de EE.UU publicado en abril de 2016, afirma que el país es uno de los diez primeros proveedores de productos alimentarios a Cuba.

Yadira Serrano

Joven activista de derechos humanos y miembro del Frente Juvenil de la Unión Patriótica de Cuba (Unpacu). En su organización se desempeña como tuitera y facilitadora de talleres.

Correo: yadiraserran@gmail.com

Comentario

Facebook

Suscribete al Newsletter

Síguenos

Don't be shy, get in touch. We love meeting interesting people and making new friends.